“En Atelier ayudamos a los alumnos a superarse en sus estudios”

Helena Gadea puso en marcha el Atelier con la intención de crear un entorno idóneo donde ofrecer refuerzo pedagógico a los alumnos que lo precisaran. El éxito de su modelo ha hecho que aquella idea cuente ya con dos centros abiertos en Barcelona. Hablamos con su fundadora.

¿Qué es el Atelier?

El Atelier es un proyecto que inicié en 2014 con la intención de dar a los estudiantes los conocimientos, la ayuda y el apoyo que necesiten en las diferentes asignaturas que componen su itinerario escolar.

¿Por qué lo puso en marcha?

Porque vi que existía una dificultad en muchos alumnos con ciertas asignaturas, así como una falta de concentra- ción y de hábito de estudio, que a menudo les conducía al fracaso escolar. Con frecuencia nos encontrábamos con chicos y chicas que no sentían la motivación necesaria para avanzar y que obtenían un rendimiento escolar muy por debajo de sus posibilidades. Analizamos esa situación y creamos un mo- delo propio.

¿Qué hace diferente a ese modelo?

En primer lugar, que analizamos las necesidades de cada alumno. Cuando llega a uno de nuestros centros nos reunimos con los padres, conocemos al alumno, escuchamos y posteriormente planteamos una organización y un plan de estudio personalizado para él.

En muchos casos necesitan aprender a estudiar, aplicando técnicas de estudio que no han aprendido antes. A partir de ahí entra en juego uno de los verdaderos elementos diferenciales de los Ateliers: el ambiente y la motivación.

¿A qué se refiere?

A que no tenemos un modelo de clases magistrales impartidas como en las escuelas tradicionales, sino que cada profesor trabaja en clase particular o bien con 2, 3 o 4 estudiantes, según ca- da caso, pero siempre dedicándole a cada uno de ellos el tiempo y la atención que precisan. Nuestras clases buscan la proactividad del alumno; no basta con sentarse y escuchar lo que dice el profesor, sino que ambos trabajan juntos.

Nuestro equipo de profesores está formado por jóvenes profesionales de carreras muy diversas: físicos, químicos, filósofos, economistas, ingenieros, filólogos…, todos ellos de probada excelencia académica. Son ellos quienes conectan y motivan mejor a los alum- nos de ESO y Bachillerato, en una edad tan difícil como es la adolescencia, logrando que éstos avancen notablemente porque la motivación es parte importante del aprendizaje.

¿Se traduce esa forma de trabajar en un público fiel?

Sin duda. La mejor publicidad que tenemos es el boca a boca. Muchos niños y niñas llegan recomendados por antiguos alumnos, ya sea para mejorar el rendimiento en sus estudios, recuperar asignaturas suspendidas, preparar los exámenes de selectividad o mejorar en idiomas. Es a causa de esta buena acogida que cinco años después de abrir nuestro centro de Sarrià hemos abierto un nuevo centro en Bonanova con las mismas características.

¿Cuáles son los planes de futuro de los Ateliers?

El futuro pasa por mantener la filosofía de trabajo que nos ha definido desde el principio, siempre actualizando nuestro proyecto con las nuevas corrientes educativas para ayudar a muchos más estudiantes a superar sus dificultades centrándonos en que aprendan a aprender.

Atrás quedan todos los alumnos con los que hemos trabajado estos años y que en este momento están en la universidad y siguiendo su camino. Este es nuestro premio y nuestro orgullo.


Accede a la versión WEB de La Vanguardia o descarga el artículo entero aquí:Descarga

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *